RAD (PC)–La Reseña

radbanner

¡Si un desastre apocalíptico no es suficiente para hacer caer a la humanidad, seguramente DOS lo lograrán! Pero no fue así, y ahora en este futuro post-post-apocalíptico, ambientado en una temática ochentera, todo dependerá de una pequeña comunidad de supervivientes, su sabio líder, y tú, uno de los tantos sacos de car.., digo, campeones que lograrán regresar el mundo a su estado natural, junto con tu confiable bate y las mejores armas que se pueden obtener en este mundo: ¡Mutaciones!

La Historia

20190831184653_1Como es tradición en todos los juegos del género Roguelike, la historia nos es presentada por segmentos esparcido por el mundo, en diálogos dados por los personajes, objetos y, de la manera más genial, a través de cómo el mundo está construido. Tal vez un mueble puesto al lado de una pila de rocas nos cuenta la historia de alguien se estaba ocultando de los monstruos o como están vestidos y como hablan nos cuenta algo más allá.

De lo que podemos recopilar, en RAD, ocurrieron dos grandes cataclismos, uno después del otro, dejando casi totalmente exterminada a la humanidad, pero gracias a nuestra perseverancia, pequeñas colonias se empezaron a formar, y utilizando los remanentes de tecnología de la civilización pasada, pudieron crear purificadores de aire y generadores de energía. De repente, nuestras maquinas empezaron a fallar, y ahora usando el poder de la juventud, el Jefe de la Colonia, nos pedirá salir a este mundo plagado de bestias mutadas, robots asesinos y otro sin fin de enemigos. Pero no estaremos desarmados ya que, gracias a la tecnología de Los Pasados, contamos con un poderoso bate para partir cráneos y conseguir RADS, los cuales nos permitirá aprovechar el poder de este mundo y conseguir mutaciones aleatorias, que nos permitirán volar como un demonio, correr como un toro, golpear con un pequeño ser que crece en nuestro brazo, y otros poderes más. Y como es normal, en todos los juegos clasificados como Roguelike, cada vez que muramos, perderemos todo nuestro progreso, a excepción de los RADS, los cuales irán llenando una barra de progreso con la que iremos desbloqueando nuevos ítems, armas y mutaciones.

El Apartado Visual y su Rendimiento

20190831185123_1Desarrollado con el Unreal Engine 4, RAD aprovecha al máximo las capacidades de este motor de juego, permitiéndonos experimentar efectos visuales psicodélicos propios de los años 80, con flashes y overlays que nos harán sentir como si estuviéramos haciendo parte un comercial en Stranger Things.

Pero dejando las alabanzas a un lado, si es importante recalcar que hay cierta cosilla que el equipo de Double Fine podría mejorar, para hacer que la experiencia con RAD sea más genial y divertida. Este aspecto es que los enemigos se confunden bastante con el entorno, llevándonos a perder nuestra vida rápidamente; esta no sería una queja en cualquier otro tipo de juego, pero siendo este un Roguelike, y la salud un recurso muy limitado, perder 2 corazones porque el enemigo tiene el mismo color que el fondo no es divertido. Esto se puede cambiar fácilmente dándoles colores más vivos a los enemigos, o bien, desaturando el color de los fondos, como por ejemplo en Enter the Gungeon: Los enemigos son de un amarillo intenso, contrastado con el fondo que son grises y azules oscuros. De esta manera, si recibimos daño, es porque fallamos como jugador y no porque no pudimos diferenciar a los enemigos del paisaje.

De resto, como buen Roguelike, y gracias a su claro estilo grafico definido, RAD es una maravilla visual, en la que vamos a invertir horas y horas, desbloqueando personajes y consiguiendo mutaciones, las cuales son otro plus en el apartado visual, ya que cada mutación nueva modificará a nuestro personaje y nos permitirá deleitarnos con extrañas combinaciones de poderes y como estas interactúan entre sí.

El Apartado Sonoro

RAD aprovecha al máximo su contexto y crea una genial banda sonora que nos remontará a la época de grandes películas como Volver al Futuro o Los Goonies, con bastantes sintetizadores y piezas musicales que nos llenarán de energía durante nuestra aventura. De alguna forma, el juego está programado para saber en qué momentos necesitamos escuchar esa pieza musical que nos inspire a seguir adelante, o a relajarnos y dejar que las cosas se calmen. Lastimosamente, al momento de esta reseña, no está disponible el soundtrack del juego, pero en nuestro video del Playthrough podrán deleitarse con una muestra de la banda sonora.

La Jugabilidad

20190831185316_1A diferencia de otros Roguelikes, los cuales o bien son 2D en vista Top-Down, como Enter the Gungeon, o Side Scrollers, como Dead Cells, RAD nos presenta una vista Top-Down ¾, la cual nos permitirá ver el detalle con el que fue diseñado el mundo del juego, el cual no hemos mencionado, es generado de manera procesal, es decir, cada vez que entremos a un área nueva, ya sea porque pasamos el nivel o porque morimos y empezamos un run nuevo. En cuanto a controles, podemos usar nuestro teclado y mouse, manera default, o como lo recomendaría yo, con un control, ya que debido a que vamos a estar rodando y saltando como locos para evitar el daño, vamos a estar spameando estos comandos, y si no remapeamos bien, cuando estemos jugando con mouse y teclado, nos va a estar apareciendo el mensaje de Teclas Especiales en todo momento.

20190831184729_1En cuanto a las mecánicas de RAD, contamos con un roll para evitar daño, un salto para alcanzar nuevas zonas y evitar ataques, un ataque en combo con nuestro bate y 3 botones para usar nuestros ataques especiales usando nuestras mutaciones: ¡Cobruh! (Que nos muta la cabeza y la transforma en una cobra, la cual muerde y envenena a los enemigos), Desecho Tóxico (El cual nos permitirá correr más rápido y dejar un camino de desechos radiactivos que le hacen daño a los enemigos), Brazo de Fuego (Con el que podemos disparar bolas de fuego y quemar a los mutantes), entre otros poderes más, que iremos desbloqueando con cada Run que hagamos. Otra característica que hace a RAD tan peculiar, es que podemos salvar nuestro progreso durante un Run, con lo cual, si vemos que estamos en una buena racha, pero estamos cansados, podemos dejar el juego quieto y descansar, para retomarlo después y pasar el juego.

El Veredicto Final

RAD 1

Hace bastante tiempo, acá en El Botón A, hablábamos de lo genial seria contar con un Roguelike en 3D, y de manera mágica Bandai Namco y Double Fine Productions nos escucharon. RAD es un juego bastante entretenido, el cual, gracias a su género, nos proporcionará horas y horas de entretenimiento, con ese sentimiento de “Me morí, pero un Run más, estoy seguro que en el próximo si lo voy a pasar”. Y eso, combinado con su accesible precio, no nos deja cortos de diversión por mucho tiempo. Si el equipo detrás de RAD continúa poniéndole el mismo esfuerzo y amor a este proyecto, tenemos un título con el potencial de convertirse en un clásico del género Roguelike.

Calificación

A

Si quieres entender nuestro sistema de calificación da click aquí.

Reseña escrita por: Jorge Aguilera (El Botón Y)

Reseña realizada sobre la versión de PC (Steam), con una copia digital de RAD brindada por Bandai – Namco Latinoamérica y la agencia Syspertec. Gracias por la colaboración.

Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comments:

Publicar un comentario